Redención

Mi Otro Yo Oscuro

Después de haber visto al metamorfo, sucedió que esa semana me habían llamado para un trabajo publicitario.

También se habían juntado el día que estaría frente a mi otro ofensor delante de un tribunal en el cual se ordenó que regresara a mi propia casa.


Día 2.
Frente a la jueza ambos expusimos nuestro problema y ella determinó que había hecho lo correcto: “después de haber agotado todas las formas posibles para resolver su problema pacíficamente sin obtener ningún resultado, haber venido ante la justicia humana fue lo más acertado que pudo haber hecho; de lo contrario, estaríamos en otra situación”.

Con esas palabras lo dejó más claro que el agua la jueza. Y es que a pesar de que Aion me había dado más fuerza que la que tenía, él y los otros dos se habían encargado de tranquilizarme completamente.

Lo que mi otro ofensor no recordaba fue…

Ver la entrada original 132 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s